Archivos por Etiqueta: Cristo

Inspiración

Hoy leí una pregunta que me vi obligada a responder,

“¿Qué te inspira?”

No tardé mucho en dar mi respuesta: Dios. Pensar en la inmensidad de Dios, su majestad, su gloria y su poder me inspira a escribir. Con sólo considerar el amor de Cristo, su sacrificio y, más que nada, cómo camina conmigo todos los días… Sí, Dios me inspira.

Pero la verdad es que hay muchas otras cosas que me han inspirado a escribir, sea un poema, un cuento o unos cuantos párrafos. Hay ciertas cosas que en cuanto las veo, mis dedos ansían poseer una pluma y un papel. En otras ocasiones veo mi objeto de inspiración miles de veces antes de recibirla. En ocasiones, sé que algo me debe inspirar pero me es difícil encontrar las palabras adecuadas.

Yo sé que esto no es lo que normalmente comparto, sin embargo, hoy quiero mostrarte la lista de mis inspiraciones. Quizás veas en mi lista situaciones tristes u objetos insignificantes. Algunas cosas te darán risa, otras te sorprenderán. Pero no es por eso que te digo lo que me inspira. Lo divulgo porque cada uno de nosotros tiene un talento, un arte. Dios nos dio ese “algo” para que lo usáramos para Su gloria. Quizás tu arte sea la fotografía, el dibujo, la música, o la cocina. Mi arte son las palabras. Y quizás lo que me inspiró a mí te inspire a ti.

–       La adoración un domingo en la mañana

–       Un día nublado

–       Una buena predicación del evangelio

–       Eleo

–       Una gota de lluvia que se desliza por la ventana

–       La vista desde un avión

–       Mis papás

–       Un versículo de la Biblia

–       El viento cantando con los árboles

–       La muerte de un conocido

–       Buenos amigos

–       La charla de un riachuelo con las piedritas de su fondo

–       Estar sola esperando al camión

Ahora, te toca compartir. ¿Qué te inspira a tí?

Anuncios

Todo para mí

Cristo es todo para mí, en calma y tempestad;

Él es mi gozo, vida y paz, camino y verdad.

y cuando mi alma triste esté,

su gran consuelo yo tendré.

Es siempre el mismo amigo el Señor Jesús.

 

Cristo es todo para mí en prueba y tentación;

en su poder yo venceré la fuerza de Satán.

En tiempo de debilidad

encuentro en Él seguridad;

es siempre el mismo amigo el Señor Jesús.

 

Cristo es todo para mí; disfruto de su amor.

Feliz en Él no temeré, me cuida el Señor.

Y cuando en valle oscuro esté,

confiadamente yo andaré;

es siempre el mismo amigo el Señor Jesús.

Feliz Año Nuevo

!Y ya regresé!  !Espero que todos se la hayan pasado muy bien, igual que yo!

Bueno, aquí empieza un nuevo año en el que podemos crecer en el Señor. Francamente, yo nunca me propongo cosas para el año nuevo porque sé que nunca las cumpliré. El año pasado, por primera vez en mi vida hice mi lista de 3 propósitos para el año nuevo. Uno sí lo cumplí. El otro no lo cumplí. El tercer propósito no me acuerdo lo que era. 😀

Este año iba a seguir con mi tradición de no proponerme nada. Pero, Dios me ha hablado y sí tengo un propósito para este año: enfocarme en Cristo. Sí, suena demasiado general, lo sé. Pero, este año será mi último año en la universidad. Al final del 2012, en la voluntad de Dios ya me habré titulado. Habrán unos cambios este año en la escuela que no serán fáciles para mí como creyente. Entonces, quiero mantener esto en mente a través del año entero, y hasta mayo del 2012 : Buscad el reino de Dios, y todas estas cosas os serán añadidas.

Tengo muchos sueños y metas para esta etapa de mi vida. Hay muchas cosas que quisiera hacer, lugares a donde me gustaría ir y gente que me gustaría conocer. Pero estas cosas, no pueden ser mi enfoque. Llegarán por añadidura y sólo si Dios lo desea para mí.

Así empieza el año nuevo, el 2011, puestos los ojos en Jesús, el autor y consumador de la fe.

El domingo… y los demás días.

Por lo demás, hermanos, todo lo que es verdadero, todo lo honesto, todo lo justo, todo lo puro, todo lo amable, todo lo que es de buen nombre; si hay virtud alguan, si algo digno de alabanza, en esto pensad. Filipenses 4:8

Es tan bueno poder llegar el domingo en la mañana a la cena del Señor y dejar a un lado todo lo que nos ha preocupado durante la semana! Leer más de esta entrada